Cómo ser feliz siendo auténtico

Si te pregunto quién eres probablemente te quedes pensando durante un momento. Puede deberse a que no te lo preguntas muy seguido. Muchas personas viven una vida feliz. Se levantan todos los días, van a trabajar, vuelven a su casa y se toman su merecido descanso. En el medio por supuesto almuerzan, en el trabajo o en su hogar. ¿Realmente es así’

¿Viven una vida feliz? Depende de quiénes sean.  ¿Sabes quién eres? Y sobre todo ¿Eres auténtico?

Sé que no te lo has preguntado. O tal vez sí. Sin embargo nunca está de más darle un repaso.

Pero el problema importante es la respuesta a una pregunta: ¿Cómo debemos definirnos? O planteado de otro modo: ¿Cuáles son los atributos que te hacen ser quién eres? ¿Tu nombre? ¿Tus gustos? ¿Tu manera de pensar? ¿Tus conocimientos? Por supuesto que todo eso. ¿O pensabas que iba a decir lo contrario? Todo eso y muchas cosas más. Pero como cada persona puede enfocarse en aspectos diferentes de las cosas y por alguno hay que empezar me enfocaré en uno en particular: tus valores.

Descubre tus valores

Tus valores son aquellos principios que orientan nuestro comportamiento.

A lo largo de tu vida vas adquiriendo unos valores que  marcarán tu camino. Te dirán lo que es correcto y lo que no, y cómo debemos actuar para ser útiles a nosotros mismos y a la sociedad.

A medida que crecemos aprendemos valores de nuestra familia. Más tarde de nuestro grupo de amigos y el resto de la sociedad.

Tus valores están profundamente arraigados. Y día a día se transforman en ideas, pensamientos, y comportamientos.

De acuerdo a ellos decides algunas cuestiones importantes. Por ejemplo:

  • Prestar un juguete.
  • Estudiar para un examen, copiar, fallar.
  • Mentir a tus padres para poder salir.
  • Nivel de compromiso con tu trabajo.
  • Cumplimiento de promesas.
  • Objetivos y metas.

 

DESCARGA GRATIS LOS 8 PASOS PARA DESCUBRIR TUS VALORES Y DISEÑAR TU VIDA.

 

Cuidado con “lo correcto”

Dijimos que los valores orientan tu conducta hacia dónde quieres. Dicho en otras palabras, tiendes a comportarte de una manera que consideras valiosa. En la práctica funcionan como reglas. Te ordenan hacer una cosa u otra.

Pero recuerda que no eres la única persona en el mundo. Te desenvuelves junto a otros individuos que también tienen sus valores. Y de ellos han ido surgiendo con el paso del tiempo los valores de la sociedad. Sin complicarnos demasiado con este tema, digamos que la sociedad impone reglas a sus integrantes. Y nos comportamos de acuerdo a ellas. Pero resulta que aquí surge un problema. Las reglas siempre son más útiles para unos que para otros. Siempre persiguen lo mejor según la opinión de algunos. Así que cuidado antes de hacer “lo correcto”. Puede que eso no te ayude a ser feliz y sentirte bien contigo mismo.

Tal vez buscas adaptarte a tu entorno. Pero realmente deberías preguntarte ¿Comportarme de esta manera es coherente con mis valores más importantes? Ten cuidado si la respuesta es negativa, porque en este caso y a medida que pase el tiempo el costo de vivir con este conflicto interno será el sacrificio de tu bienestar emocional.

 

Actúa de acuerdo a tus valores

Entonces ¿qué puedes hacer para saber cómo actuar? Decide qué es lo que quieres para ti. Y después prepárate para enfrentar las piedras que encontrarás en tu camino. Porque debes saber que no todo el mundo estará conforme con el camino que elijas. Tendrás detractores. Pero también gente dispuesta a apoyarte.

Lo importante es que tengas presente que ser auténtico es una decisión y por lo tanto debes ser responsable de ella. La vida entera se basa en elecciones de lo que cada uno valora más. No dudes en elegir según tus prioridades.

 

Aprende a aceptarte a ti mismo

Cuando elijas ser auténtico, probablemente te des cuenta de que no eres igual a los demás. Nadie lo es. Lamentablemente estamos demasiado pendiente de la mirada de otros. ¿Te divierten cosas distintas? ¿Prefieres otro tipo de conversaciones? ¿Tienes ganas de hacer un curso de meditación marciana para mejorar la técnica del tejido con lana y tenedores? Antes que nada, no dudes en aceptarte a ti mismo.

Y no te compares con los demás. Normalmente queremos ser como otras personas. Vemos que son más exitosas, nos enfocamos en nuestras fallas y nos castigamos por eso. Sin embargo todos fallamos, la gente exitosa no es la excepción. Lo que ocurre es que nos enfocamos en la parte de ellos que vemos, aunque detrás del telón haya derrotas y sacrificios como en la vida de cualquier persona. Nos enfocamos en sus resultados, no en lo que han hecho para obtenerlos.

Es algo común en un entorno en donde nos han enseñado a competir en vez de colaborar. La única competencia que vale es contigo mismo. En vez de eso, busca ser mejor que tu yo anterior, no mejor que otros. En definitiva, busca siempre tu mejor versión.

En este post te cuento cómo mejorar tu autoestima.

 

Aprende a superar los obstáculos

Dije anteriormente que cuando decidas ser auténtico te encontrarás obstáculos. Deberás superarlos y no rendirte si quieres llegar a buen puerto. O podrías terminar a medio camino lamentándote por creer que tomaste la mala elección de dejarte llevar.

 

No tengas miedo de ser egoísta

Para ser auténtico, conducirte de acuerdo a tus valores y luchar por alcanzar tus metas deberás revisar tus prioridades. En ocasiones deberás decir “no” a otras personas te piden y anteponer lo que quieres. Pero no debes sentirte culpable por eso. El ser humano acostumbra a tener cierta facilidad para juzgar con ojo crítico las realidades ajenas. Si tu entorno te respeta podrán entender que tienes derecho a elegir de aquello que te hace bien. No lo haces por ser egoísta. Simplemente te estás cuidando a ti mismo. Así que puedes silenciar el celular cuando necesites estar tranquilo, caminar cuando necesites despejar tu cabeza y dedicar esfuerzo en aquello que te hace feliz aunque te digan que no te servirá para nada.

 

Sé asertivo

En ocasiones  habrá personas que no estén de acuerdo contigo. A su vez no estarás de acuerdo con ellos. ¿Y qué esperabas? Si decidiste ser fiel a tus valores sabiendo que cada individuo tiene los suyos propios. Esto puede generar roces y discusiones que hagan muy difícil sentirte a gusto en el entorno en el que te desenvuelves. Puede ser tu trabajo, tu familia o cualquier otro. Para evitar esto, quedarte callado y guardarte tus opiniones todo el tiempo no es una opción, ya que el costo emocional puede ser importante. En lugar de eso sé asertivo. Puedes decir lo que piensas. Puedes expresar a alguien que determinada conducta te parece ofensiva o te hace sentir mal, indicarle opinas diferente en alguna cuestión o que algo te está perjudicando de alguna manera. Y todo esto sin dañar la relación. Si quieres saber más acerca de la asertividad te recomiendo leer este post.

 

Busca la compañía correcta para ti

Es posible que te sientas poco acompañado o fuera de lugar. La solución es fácil: busca a personas con tus mismas pasiones. Si te gusta la lectura, júntate con lectores; si te gusta un deporte júntate con otros que lo practiquen; si eres friki, júntate con otros frikis. Hoy en día, las redes sociales te lo hacen fácil al permitirte contactar e interactuar con millones de personas. Entre ellas hay muchas con quiénes compartes valores importantes para ti.

 

Conclusión

Para sentirte bien contigo mismo necesitas vivir de manera coherente con tus valores más importantes. Así que identifícalos cuánto antes para poder averiguar qué quieres realmente en la vida y qué caminos elegirás. Al fin de cuentas, no se trata de la vida de alguien más. Es la tuya, y debes vivirla como te guste.

Espero que te haya gustado y te sea de mucha ayuda, ya que esa es la finalidad de esta página.

 

DESCARGA GRATIS LOS 8 PASOS PARA DESCUBRIR TUS VALORES Y DISEÑAR TU VIDA.

 

Comparte en las redes para que les sea útil a más personas.

¡Hasta la próxima entrada!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *